fb812dc171d6681dbd1db6bed42370f9

Cuando hablamos de salud bucodental, no solo es tener los dientes bien cuidados, también influyen las encías.

Puede que pensemos que siempre están ahí y que no necesitan un cuidado especial como tal, pero son la base de todos nuestros dientes y por un pequeño descuido no solo podemos afectar nuestros dientes, si no también todo nuestro organismo sin saberlo.

 

La enfermedad en las encías se da básicamente por la inflamación de las mismas, que han sido afectadas por bacterias. Es por esto que es necesario retirar la placa bacteriana diariamente con el cepillado y el hilo dental; sino esta se acumula y afecta las encías causando problemas como la gingivitis o periodontitis.

 

La gingivitis es solo la primera etapa y el daño causado puede ser reversible y controlable incluso solo con una buena limpieza dental, pero cuando esta enfermedad avanza y se convierte en periodontitis afecta el hueso y las fibras que sostienes los dientes y pueden causar daños irreversibles, incluso puedes llegar a perder piezas dentales o tener que pasar por tratamientos muy complejos por infección del hueso de la mandíbula. ¡Pero todo esto es tratable desde mucho antes si cuidas tu salud bucodental!

 

Así que si tus encías están enrojecidas o inflamadas, sangras al cepillarte, sientes que la mordida ha cambiado, mal aliento o mal sabor en la boca; debes visitar al dentista. ¡Que no te dé miedo, la solución puede ser muy sencilla!

 

En The Practice te asesoraremos en cualquier tratamiento que necesites, desde la honestidad y el buen hacer de la práctica odontológica.

Facebooktwittergoogle_plusinstagramfoursquareby feather
Facebooktwittergoogle_plusby feather
Comments are closed.